sábado, 23 de mayo de 2015

Albergues del Camino

Nuevo albergue de peregrinos en Briviesca, Burgos

Edificio en el que se instalará el nuevo albergue de peregrinos de Briviesca
Edificio en el que se abrirá el nuevo albergue de peregrinos de Briviesca

El nuevo albergue empezará a recibir peregrinos en dos meses

El nuevo albergue de peregrinos que se está creando en la primera planta de las antiguas casas de los maestros de la calle Santa Ana al Río empezará a registrar pernoctaciones en un plazo de dos meses. Así lo ha anunciado el alcalde, José María Ortiz, en un acto electoral y así se lo ha comunicado a la Asociación Amigos del Camino de Santiago de Briviesca-Bureba.
En la reforma de las dos viviendas se están invirtiendo en torno a 150.000 euros. La primera fase fue ejecutada por un programa dual que dio empleo a 10 parados cuya financiación principal corrió a cargo de la Junta de Castilla y León. La segunda fase, destinada a rematar los trabajos, se efectúa con operarios municipales y también con distintos gremios profesionales. En ella, se prevé colocar una escalera exterior para acceder a la primera planta.
El nuevo albergue tendrá una capacidad de 12 plazas y sustituirá al que existente en un piso municipal del barrio de El Ferial que dispone de 10 literas. En lo que va de año, han pernoctado en esas instalaciones 39 caminantes con destino a Santiago siendo mayo el mes con mayor afluencia está registrando. El peregrino de mayor edad ha sido un francés y el más joven, un polaco. El año pasado, pernotaron en el piso de El Ferial 157 peregrinos.s
Actualmente, la comarca cuenta con 40 plazas de albergue para peregrinos situadas en Briviesca, Quintanavides y Monasterio de Rodilla.
La Vía de Bayona es uno de los recursos culturales más importantes con que cuenta la Bureba y de ahí que varias  entidades públicas estén apostando por señalizar y abrir albergues.
El itinerario llega a La Puebla de Arganzón procedente del túnel de San Adrián, y tras cruzar Vitoria. Las siguientes localidades por las que discurre son Miranda, Orón, Ameyugo y Pancorbo. Seguidamente, se imponen las tierras de La Bureba, atravesando Zuñeda, Grisaleña y Cameno para llegar a Briviesca.
Tras La Brújula, la ruta confluye con el Camino Francés en Villafría. La señalización de esta ruta ha sido realizada por el grupo de acción local Adeco Bureba.
En total, se han instalado 14 paneles informativos, 64 conchas y 160 balizas entre La Puebla de Arganzón y Río Cerezo. Los paneles, como puede apreciarse en el Paseo de La Epitafia de Briviesca, aportan datos como el plano general de la ruta y la disponibilidad de servicios de alojamiento, sanitarios, comerciales, bancarios y otros de interés para los peregrinos. Todas las informaciones aparecen en cuatro idiomas: español, francés, inglés y alemán.
Además, Adeco Bureba se ha encargado de editar el material divulgativo sobre la Vía de Bayona para documentar de forma sencilla y clara a los que se animan a realizar el trayecto.
La Asociación Amigos del Camino de Santiago de Briviesca-Bureba alaba la iniciativa del Ayuntamiento de poner en marcha el nuevo albergue de cara al verano y se muestra preocupada por la inundabilidad del túnel situado dentro del área de descanso de peregrinos de La Epitafia construida en 2011 y que costó 125.000 euros.
El colectivo jacobeo tiene previsto pedir soluciones al Ministerio de Fomento para evitar las avenidas de agua que soporta el túnel desde  la reforma ejecutada en la carretera N-I que discurre por la zona. «Representantes de Amigos del Camino de Santiago de Briviesca Bureba asistiremos al Encuentro Mundial en Galicia de Asociaciones de Amigos del Camino de Santiago, que se celebrará los días 4,5 y 6 de junio en Santiago de Compostela, y buscaremos apoyos para hacer nuestra petición a Fomento; también buscaremos el respaldo del Ayuntamiento de Briviesca y de Adeco Bureba», anuncia José Luis Trespaderne, presidente del colectivo jacobeo burebano.
La construcción del área de descanso incluyó la limpieza e iluminación del túnel de 30 metros de longitud situado bajo la vía férrea y la carretera N-I, la ejecución de nuevas acometidas de agua y la  pavimentación de una plazoleta en la que se instaló una fuente con lavadero de pies, una marquesina para que proporcionara sombra y aparcamiento para bicicletas.
Las obras fueron financiadas en un 70% con los fondos Leadercal que gestiona Adeco Bureba y el resto del importe salió de las arcas locales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada